Cookie Clicker

capturada

Captura de pantalla de mi partida en Cookie Clicker…empecé hace tres días.

Cookie Clicker es un juego creado por este increíble nerd que hace este tipo de cosas.

Básicamente, todo lo que hay que hacer en este juego es clickear la galleta gigante para hornear galletas, luego comprar cosas (usando las galletas que has horneado, como si fuesen dinero) que hornean galletas por ti. Entre más cara sea la cosa que compres, más galletas hará en cantidades de tiempo cada vez más reducidas…Bueno y, ¿qué hago cuándo tenga muchas muchas muchas galletas (como un billón o algo así)?, pues sigues comprando cosas, cada vez más complejas (máquinas del tiempo y condensadores de antimateria), para seguir ganando cada vez más y más galletas…¡Y DESPUÉS?, pues sigues haciendo lo mismo…

Bueno, lo sé, de por sí no suena demasiado interesante el juego, y es que en realidad NO LO ES, pero es peligrosamente adictivo. A medida que compras mejoras y horneas galletas, vas desbloqueando logros y más mejoras, y te van llegando mensajes cada vez más extraños, como el que aparece en mi captura de pantalla, que traduce (no literalmente): “Toda esperanza perdida al ser tragada una ciudad entera por una masa que se retuerce hecha de carne y masa para galletas”.

Lo único que no me gusta del juego es que es un completo engaño, o sea, los números son cada vez más grandes, pero el juego en sí cada vez más lento. Cada vez hay que esperar más y más para poder seguir comprando mejoras; por ejemplo, la noche pasada dejé el computador encendido produciendo galletas (oh sí estoy loco), al día siguiente, unas nueve horas después, solo tenía suficientes galletas para comprar cinco mejoras…¡es absurdo!

Literalmente la única forma de llegar a tener 200 cursores o 100 condensadores de antimateria es dejar el computador encendido produciendo galletas por…no sé, ¿meses?

Esto ocurre porque cuando compras una unidad de cierta mejora, la siguiente unidad cuesta más, a tal punto que el cursor número 101 cuesta casi 18 millones de galletas…Aunque ya estoy produciendo más de 3500 millones de galletas por segundo, pero no es suficiente, porque así como un cursor cuesta 18 millones, las mejoras más complejas, como las máquinas del tiempo, tienen un valor que me cuesta leer: 4,404,057,734,687…son casi cuatro billones y medio…¡es una locura!

Pero bueno, para ser gratuito y no tener sentido alguno, definitivamente fue un buen “experimento”, como el mismo creador del juego lo llamó.

Link hacia el juego

Santiago Restrepo Castillo


About this entry