Otro fragmento de Leyendas de Sangre – Inferno.

Me acosté boca abajo y cerré mis ojos, esperando caer en el mundo onírico y empezar a soñar, por enésima vez, con aquellas tierras desconocidas que yacían a millones de años luz de mi tosca vida de niñato.

Ángel Heaven


About this entry